Muere María de Filippis, la primera mujer de la F1

La italiana participó en cinco grandes premios entre 1958 y 1959, con un décimo puesto en Spa como mejor resultado.

Fue la primera mujer en participar en una carrera de Fórmula 1, ha muerto este sábado a los 89 años de edad. La italiana corrió en cinco grandes premios entre 1958 y 1959, con un décimo puesto en el GP de Bélgica, en Spa-Francorchamps, como mejor resultado.

Nacida en Nápoles, participó por casualidad en una carrera de coches deportivos en Salerno. Allí demostró que era mucho mejor que sus rivales masculinos y comenzó su pasión. Tras participar en la Mille Miglia y la Targa Florio, hizo su debut en la Fórmula 1 en el GP de Mónaco de 1958 al volante de un Maserati 250F, y con solo 22 años. No logró clasificarse para la carrera tras acabar 23ª de un total de 30 pilotos.

Un mes más tarde probó de nuevo suerte en el GP de Bélgica, en Spa. Clasificó 19ª y pudo tomar parte en su primer gran premio, acabando en un décima y última posición, a dos vueltas del vencedor. Ese año disputó dos carreras más, en Oporto y en Monza, pero sendas averías le impidieron acabar las carreras.

Un año más tarde se subió a un Porsche Behra para quitarse la espina en Mónaco, pero de nuevo falló en su intento por clasificarse para la carrera. Precisamente la muerte de su amigo Jean Behra durante el GP de Alemania decidió a De Filippis a abandonar la competición de forma definitiva a los 23 años.